Los nombres claves de Miguel Barbosa Huerta

  • Escrito por Roberto Desachy
  • jueves 08 agosto 2019
Si realmente el gobernador Miguel Barbosa Huerta y sus colaboradores quieren exhibir y castigar las cuantiosas irregularidades, desfalcos y demás porquerías financieras cometidas en el morenovallismo, los primeros nombres que deberían investigar son los de Raúl Egremy Palomeque y Eduardo Tovilla Lara, que en el sexenio de Moreno Valle fueron director de Presupuesto y subsecretario de Finanzas, respectivamente.
 
Documentos en poder de https://desdepuebla.com/ confirman que ambos personajes habrían tejido una enorme y compleja red de complicidades entre dependencias estatales, empresarios y supuestas ONGS, a las que les dieron una todavía incalculable cantidad de dinero como supuestos “apoyos sociales”, que nunca se utilizaron a los fines para los que estaban destinados, sino que la mayor parte de esos millones quedó en el bolsillo de funcionarios de ese entonces.
Desde junio del 2018, durante la contienda por la gubernatura de Puebla, los voceros de la campaña de Morena, Carlos Figueroa Ibarra y David Méndez denunciaron lo que llamaron una “estafa maestra poblana”: https://www.proceso.com.mx/537664/morena-denuncia-estafa-maestra-en-el-gobierno-de-moreno-valle.
En ese tiempo, los voceros morenistas la describieron como una burda maniobra en la que Raúl Egremy, Tovilla Lara y el ex secretario de Finanzas del morenovallismo y actual senador del PAN, Roberto Moya Clemente, presuntamente le dieron “contratos o donativos” a varias universidades privadas para hacer supuestos estudios técnicos, pero en realidad “triangularon” el dinero y se habrían quedado con la mayor parte.
 
LA REALIDAD ES PEOR DE LO QUE HASTA AHORA SE SABE O SE CREE
 
La realidad del desfalco morenovallista contra el erario poblano podría ser peor, mucho peor de lo que hasta ahora se sabe o se cree, ya que –según papeles en poder de DEBATE y otras fuentes informativas consultadas- muchas de las universidades particulares que se involucraron en la llamada “estafa maestra de Puebla” se quedaron con el dinero, agradecieron los “apoyos” y dejaron a los ex funcionaros colgados de la lámpara. Ladrón que roba a ladrón, diría el refrán.  
 
Pero hubo presuntas Organizaciones No Gubernamentales (ONGS) y miembros de la IP que sí cumplieron con lo establecido y que les habrían dado a dichos personajes el 95 por ciento de los “apoyos sociales” recibidos.
 
Así, por ejemplo, en noviembre del 2012, el entonces encargado del despacho de la rectoría de la Universidad Tecnológica de Xicotepec de Juárez, Pedro Ramírez Legorreta, recibió la petición de respaldar con más de 4 millones y medio de pesos a una agrupación, con el supuesto objetivo de promover el “arte, cultura, deportes en jóvenes”.
 
De acuerdo a las fuentes consultadas, la agrupación recibió el “apoyo institucional” solicitado…aunque los recursos nunca se habrían usado en pro de la juventud poblana, sino en beneficio de los propios Tovilla y Egremy Palomeque, quien pasó de ser un gris “analista” de la secretaría de Finanzas en el sexenio de Melquiades Morales Flores a convertirse en millonario durante la gestión morenovallista.
 
TOVILLA LARA, DE LOS PRIMEROS MORENOVALLISTAS EN SER RATIFICADOS POR MEAH
 
 Y en marzo del 2013 se dio otro ejemplo de esta especie de “magia financiera filantrópica”, que en realidad no fue más que una manera ruin de pervertir tanto la función gubernamental como la propia acción de la sociedad civil, cuando el Colegio de Bachilleres del Estado de Puebla (Cobaep) dio más de 5 millones 300 mil pesos a una ONG con el propósito de promover, fomentar e impulsar elementos académicos y formativos “en el cuidado al medio ambiente y el ámbito ecológico”.
 
En este punto de la historia y solamente como complemento, es necesario agregar que Eduardo Homero Tovilla fue uno de los primeros morenovallistas ratificados por la ex gobernadora Martha Erika Alonso Hidalgo el 14 de diciembre pasado, cuando presentó lo que sería la primera pate de su gabinete:  https://desdepuebla.com/2018/12/14/martha-erika-alonso-presenta-a-la-1ra-parte-de-su-gabinete/.  
 
De lo que se salvó Puebla cuando este personaje tuvo que dejar la secretaría de Finanzas por las razones de sobra conocidas:https://desdepuebla.com/2018/12/16/lo-bueno-lo-malo-y-las-incognitas-en-el-gabinete-de-meah/.
 
También el Colegio de Puebla le habría entrado a este tipo de operaciones por un monto superior a los 3 millones de pesos en 2013 y, según la información recabada por este columnista, fueron  muchas las dependencias, organismos descentralizados e instituciones escolares dependientes del gobierno estatal las que participaron en esta danza de los millones ¡durante todo el sexenio de Moreno Valle!.
 
SÉ LO QUE HICIERON EN LOS VERANOS PASADOS…VERSIÓN PUEBLA
 
Es que, cuentan las malas lenguas, Egremy Palomeque era tan poderoso al interior de la secretaría de Finanzas y el morenovallismo, que impuso a su primo, Óscar Chapa Palomeque, como contralor en la SEP estatal, que –desde luego – habría sido una de las dependencias más saqueadas con estas operaciones.
 
Poco antes de tomar posesión de su cargo e, incluso, en su primer mensaje público en el Auditorio Metropolitano, el gobernador Miguel Barbosa alertó que auditará a las administraciones anteriores entre el 2011 y el 2019 para encontrar el por qué de la deuda estatal que –según él – ronda los 44 mil millones de pesos-.
 
También sería conveniente investigar a ciertos personajes, como Raúl Egremy y Eduardo Tovilla, etc, para llegar al fondo de lo ocurrido con el dinero público durante el morenovallato: https://desdepuebla.com/2019/08/01/gobierno-de-miguel-barbosa-tomaria-el-control-de-la-seguridad-en-puebla-capital/.