Arde Puebla

  • Escrito por Victor Hernández Tamayo
  • miércoles 26 febrero 2020
Mal y de malas el asesinato de tres estudiantes de la BUAP y UPAEP, para el gobernador de Puebla, Luis Miguel Barbosa, quien no ve la suya desde que asumió el poder.
 
Envuelto en las sospechas por la trágica muerte del Senador Rafael Moreno Valle y la gobernadora Martha Erika Alonso, el mandatario poblano sigue en la polémica por su incapacidad para gobernar.
 
Nada le ha salido bien a Barbosa Huerta, pues no ha logrado contener el clima de violencia que se registra en Puebla, a la par de que todos los días el gobernador abre nuevos frentes de guerra.
 
El más reciente,  la confrontación  del Gobernador con el rector de la BUAP, Alfonso Esparza Ortiz, a quien acusó de estar frente al reportaje que publicó en su contra la revista Proceso.
 
Para la mala fortuna del gobernador poblano, el asesinato de tres estudiantes, uno de la BUAP y dos residentes colombianos de la UPAEP, ya lo confrontaron no solo con el rector sino con la comunidad universitaria.
 
Quizá ignora Luis Miguel Barbosa, que en la historia poblana, esos centros de estudios superiores han derrocado a malos gobernadores de esa entidad.
 
De ahí que el gobierno del estado debe actuar con seriedad en la investigación de la muerte de los tres estudiantes y del chofer de Uber, aunque ya dio muestras de que va a tratar de manipular los hechos.
 
Por la forma en que murieron los cuatro jóvenes, todo apunta a una ejecución, no a un simple asalto con violencia como están adelantando las autoridades poblanas.
 
No reconocer que en la franja que va de Huejotzinco a Texmelucan operan grupos del crimen organizados, con total impunidad, va acrecentar la inconformidad no solo de los universitarios, sino de todos los poblanos.
 
En la crisis de ingobernabilidad y violencia en que se encuentra Puebla, solo basta que alguien lance algún cerillo para que arda el estado.
 
victortamayo5@hotmail.com